Desde hace ocho años me mudé a vivir con una persona muy extraña. Y digo extraña porque las recientes semanas conocidos de esos primeros años de conocernos me han cuestionado de todas las maneras que podían la razón por la que seguimos juntos.

No lo sé. Para mí sigue siendo tan milagroso como el hecho de que en un planeta con tres volcanes y un niño que debía evitar que crecieran árboles gigantes floreciera una rosa.

En estos años, mi compañero ha sufrido fracturas en la pierna, varias cirugías, el rechazo de gente que alguna vez le dijo que serían "amigos para siempre", el encierro de un camión por 24 en un viaje, quedarse sin un centavo durante meses, sido amenazado de muerte y dejado TODO lo que conocía por irse a vivir en una pequeña comunidad.

Sin olvidar que ya ganó la apuesta de que no seguiríamos casados más de cinco años.

De los buenos momentos también hay muchos, y empezaron antes de firmar el pedazo de papel que la familia pedía para no causarnos problemas por mi mudanza. Un año y meses antes, cuando pude sentarme en el pasto de uno de los jardínes que más he disfrutado aquí en el norte de México y hablé durante horas acerca de lo que podía esperar de compartir su vida conmigo. Tuve la oportunidad de mostrarle que no exageraba cuando le decía que mi mundo puede ser muy rutinario por largas temporadas y de pronto cambiar bruscamente, le enseñé lo mejor y lo peor de mi historia y le expliqué lo que espero de mi vida.

Un verano tuvimos un viaje que los llevó a probar si en verdad nos interesaba tener un futuro y para el otoño ya estábamos seguros de ese acuerdo por el que el resto de lo que pueda escribir sobra. Aceptamos las condiciones de los parientes, hicieron lo que creían correcto y nuestros amigos nos regalaron momentos geniales.

Desprecio los cuentos de hadas con las princesas que terminan siempre cuando se casan, todavía me fastidia cuando debo ir a una boda porque no estoy de acuerdo con que ese sea el momento más feliz de una vida ni tantas cosas que se dicen. Si se viviera para ese día, el mundo sería mucho más agradable, nuestra especie se habría extinguido con los suicidios masivos del tercer día.

La danza que me llevó a casa de Mestus, mi casa. Comenzó mucho antes, y todavía no termina. Nuestra canción cada atardecer nos hace voltear al cielo y repetir el deseo porque sabemos que el acuerdo hecho es más fuerte que el papel o el miedo a la sociedad. Aunque al leerlo parece simple.

"Para siempre, es hoy".

Y hoy lo amo como no imaginé que podría.

Primero la nota del periódico.



Luis Alberto Fierro Ramírez, nuevo director de la Facultad de Filosofía y Letras en entrevista con El Heraldo.



El Heraldo de Chihuahua
4 de noviembre de 2010

http://www.oem.com.mx/elheraldodechihuahua/notas/n1842285.htm?ref=nf
Rocío Chacón Arévalo

Foto: El Heraldo de Chihuahua-

Poder influir de manera positiva en la comunidad con la creación de programas especiales para los niños y los jóvenes, es uno de los objetivos de la Facultad de Filosofía y Letras de la UACh, expresó Luis Alberto Fierro Ramírez, quien ayer tomó posesión como nuevo director.

Muchos deseos de que la facultad sobresalga y sea tomada en cuenta es el clima que Fierro Ramírez aseguró que existe entre la comunidad de la unidad académica que tiene la posibilidad de aportar mucho a la sociedad.

"La sociedad pide a gritos que se actúe", expresó el desde ayer director de Filosofía y Letras al hablar de las condiciones sociales en las que vive Chihuahua y la posibilidad de intervención de la facultad.

Expresó que existen formas de vida diferentes, "Tú puedes ser tan feliz como quieras, pero depende como contextualices la vida", dijo Fierro Ramírez.

Explicó que el ser humano nace la dualidad placer y dolor, de lo que se deriva los bueno y lo malo, relacionando así el placer con lo bueno y el dolor con lo malo.

Siempre se busca alejarse del dolor, detalló el director que aseguró no sabe en qué momento hay una trasgresión a esta idea y se confunden los conceptos: el placer se identifica con la pereza y la comodidad y de ahí se llega a la ignorancia y la realización de actos delictivos.

"Los jóvenes obtienen todo con facilidad", detalló Fierro Ramírez que reiteró es causa de ignorancia y actos delictivos.

Por todo lo anterior y la posibilidad que tiene la unidad académica a su cargo de ofrecer opciones con la que sea posible ofrecer formas de vida distintas que lleven a la realización de los jóvenes.

Al respecto señaló que por medio de un convenio entre la Universidad Autónoma de Chihuahua y la Presidencia Municipal es que se planea la puesta en práctica de un programa para ofrecer a los niños talleres de teatro, literatura o historia con los cuales acercarlos a actividades que les ayuden en su formación.

Luis Alberto Fierro Ramírez es egresado de la carrera de Letras Españolas de la misma unidad académica que desde ayer dirige oficialmente, colaboró en el periodo de gobierno pasado como secretario administrativo de la facultad y anteriormente lo había hecho en labores dentro de la secretaria general de la UACh.

A sus 36 años, es uno de los directores más jóvenes de la universidad para el periodo actual, pero dijo sus ideas frescas se complementan con toda la experiencia que existe dentro de la facultad de la que se aseguró solo será gestor y cabeza de un proyecto de trabajo que incluye a la totalidad de los cuerpos docentes y el alumnado.

Ante lo anterior expresó que interés es que todos los catedráticos, colaboradores y desde luego estudiantes participen en la dirección de la facultad, toda vez que aseguró existe mucha gente capaz de aportar ideas muy útiles.

En cuanto a las acciones inmediatas que se harán dentro gestión será el reordenamiento administrativo en el que se modifiquen algunos roles y se puedan eliminar los trámites burocráticos. Que cada uno de los colaboradores conozca y atienda sus responsabilidades y así sea posible la solución de conflictos de manera inmediata, explicó Fierro Ramírez.

Solidificar los procesos académicos con la dotación de las herramientas necesarias a los maestros como cursos, apoyo didáctico y equipamiento de las aulas, serán también labores con las que comience su trabajo al frente de la unidad que tiene una población de mil 800 alumnos entre las áreas de profesional, posgrado y diplomado.

Mencionó además entre las prioridades el regresar a la naturaleza de la facultad con la formación integral de los estudiantes, el fomento a la investigación para que ésta a su vez permee en las aulas y de aquí a la sociedad a la cual se debe apoyar, puntualizó.



Luis Alberto Fierro Ramírez. Egresado de la Facultad de Filosofía y Letras como licenciado en Letras Españolas.

Experiencia dentro de la UACh:

Colaboró en la secretaria general de la UACh en dos administraciones.

Catedrático desde el 2005

Secretario administrativo de la Facultad de Filosofía y Letras.


Lo que la nota olvida mencionar es que desde estudiante estuvo relacionado en TODO lo concerniente a las actividades de promoción, difusión y mejoras de la facultad. Deél y algunos otro compañeros aprendí lo que era el trabajo en equipo, la lealtad a la escuela y cuando su equipo de trabajo egresó. Mis amigos y yo seguimos luchando por mantener en alto el nombre de la facultad.

Ayudar a costruir stands para cada evento que fuera necesario; Vigilar que los que armaron una protesta no hicieran destrozos irreparables al equipo de la facultad en uno de los cambios de directiva; Colaborar en publicaciones estudiantiles. . . un largo etcétera dentro de sus actividades ANTES de terminar la licenciatura.

Claro que en esa época tuvimos grandes profesores. Como José Antonio García Pérez. Quien tampoco se detiene.
http://www.eldiariodechihuahua.com.mx/portafolio.php?IDNOTA=210960&IDSECCION=Sociales&IDREPORTERO=De+la+Redacci%C3%B3n#foto

Esta noticia como pueden ver me ha dado una ENORME alegría. Porque pocas veces se ve a alguien lograr lo que merece.

Lectores

Entradas populares

El blog de mi pareja.

Una historia que no se si tendrá fin.

Blog sobre una promesa a mi abuelo.


Click en la imagen para conocer tema.